más allá de la felicidad…

Por una extraña forma de acontecer las cosas en la vida, llegamos a un punto de fascinación y felicidad en que todo resulta como queríamos y al parecer todo está en orden y todo lo tenemos resuelto. Pero qué pasa cuando pasamos ese umbral de felicidad y nos preguntamos así como en algún minuto nos preguntamos por la vida la muerte y no encontramos respuesta ¿qué hay más allá de la felicidad?

No pretendo responder esta pregunta, sin embargo voy a intentar recoger algunas ideas que me parecen pertinentes indicar sobre este cometido.

La felicidad es algo que todos buscamos ya Aristóteles decía hacia siglos atrás, que el hombre por naturaleza busca la felicidad. Pero qué felicidad se busca pues al parecer no todos buscamos lo mismo. Se podría decir que todos buscamos cosas distintas, podríamos coincidir en algunas cosas, pero de cualquier forma también tu felicidad podría ser una terrible contradicción con el proyecto de otra persona, como la mente de un criminal que busca su felicidad distorsionada mente contraria a la de cualquier persona sensata que quiere solo vivir. Pero para esto también cabria preguntarnos, qué es lo que realmente deberíamos pensar, qué es lo real. En el siglo XI en el sur de Italia, un amante de los animales cuestionaba el uso de peceras circulares, y justificaba la crueldad de su uso en que los peces veían deforme la realidad hacia afuera. ¿Qué nos hace creer como este señor italiano, que lo que vemos y vivimos es real? Y todo estaría sometido a cuestionamiento.

Qué hay mas allá de la felicidad, es una pregunta muy fuerte para comenzar la mañana, una pregunta que cuesta abordarla, pues la felicidad es un estado tan corto de tiempo, pues las vicisitudes de la vida hacen que no permanezca o luche por permanecer, y en esa pregunta y respuesta nos encontramos la mayor parte de la vida. Podemos tener muchas experiencias de felicidad, y no cachamos directamente que hay más allá de esa sensación de satisfacción pues es como aguarse la fiesta antes de tiempo, lo mejor es disfrutarla y hacer que eso permanezca. Personas, historias que pasan, recuerdos inconclusos en el pasado, una puesta de sol con la persona que amas, y no me refiero solo amor de tu vida, sino a la persona que el universo puso a tu lado para estar en esa puesta de sol, arrojados en un jardín de margaritas que sonríen para todos y no para unos pocos. Caminar hacia el ocaso del sol con la convicción que no estás solo. No es necesario preguntarse ya por qué hay más allá de esa pregunta, pues el atardecer nos dice que para algunas preguntas la única respuesta que existe es una bella puesta de sol, y solo hay que disfrutarla y recordarla como lo mejor que te ha pasado.

Un piano que suena, una música que escuchamos en nuestro interior, es lo que nos reconforta a seguir adelante, a amar y entregarnos por completo a vivir la vida, con humildad, con cariño y amor a todos, haciendo lo que debíamos hacer siempre.

tumblr_msvqumMHJS1rj9sw5o1_1280.png

Anuncios